Lámpara de suspensión que conjuga la fascinación estética de un objeto de otros tiempos con un alto valor tecnológico y luminotécnico. El cuerpo de la lámpara tiene una doble función: disipar el calor producido por la fuente de luz y direccionar el flujo luminoso hacia abajo.